NO ESTAMOS SOLOS (España 2016)

UN DOCUMENTAL SOBRE LAS PERSONAS QUE PASAN A LA ACCIÓN

 

     Me encaminé a la sala avalado por el gusto que me había dejado el documental de Pere Joan Ventura "El efecto Iguazú". Con él ganó el premio Goya al Mejor Lagometraje Documental en el año 2002. Y, para mi, el que más me ha gustado de los que he visto hecho en España junto a "Más allá del tiempo" sobre la vida de Tino Casal.

 

     En aquel documental narraba la historia de los trabajadores de Sintel (filial de Telefónica) acampados en el Paseo de la Castellana de Madrid durante 187 días en lo que se dio por llamar "el campamento de la esperanza". A parte de la historia de esa lucha, me encantó el enfoque de contarlo a través de la gente que viviía y sufría la lucha.

 

     Ahora Pere Joan quiere ir un poco más lejos. Después de todas las revueltas que ha traido la gran crisis, se han formado cientos de grupos de lucha activa. El pueblo español ha entrado en una etapa reivindicativa. Cansados de políticas represivas de ley mordaza o del aborto, corrupciones en toda la geografía nacional y de cualquier color político, la gente ha decidido tomar el mando que la Constitución le otorga.

 

     Eso es lo que cuenta este documental. Un canto a las masas que se han movilizado contado a través de las pequeñas historias y de las personas que las han forjado. Me pareció genial. Alguna lágrima se me escapó. El mismo estilo del documental con el que ganó el Goya. Muchas veces las más grandes historias las hace la gente más simple. Y este relato lo que hace es sacar a la luz pública esas anónimos habitantes que hacen grandes las luchas. Desde un señor que se dedicó a hacer pancartas en la casa para repartirlas en las manifestaciones porque se dio cuenta que “una manifestación sin pancartas es igual a la gente cuando sale de ver el fútbol”. Conmueve la figura de Las Comadres asturianas que fletaron un tren para llegar a Madrid para luchar por sus ideas contra la Ley del Aborto. Brillante exposición.

 

     Me gusta la forma que tiene de contar las historias Pere Joan. Hechos y acciones contados desde el punto de vista del sentimiento que causan. Gentes que a parte de contarnos lo que hacen, nos cuentan que se siente cuando lo hacen. Eso me llega. Una hora y cuarto de encariñarte de las personas a las que se les rinde un justo homenaje en esta película. Me encantó descubrir a los Yayoflautas, unos abuelos que se dedican a pelear por los derechos de sus hijos y nietos ocupando pacíficamente y en silencio embajadas, bancos o autobuses urbanos y a David Alegre que dirige La Solfónica, orquesta y coro nacidos al amparo de la acampada del 15M y que ahora actúan durante las manifestaciones.

 

     Podría citar más personajes, pero me quiero quedar con el mensaje. La lucha siempre tiene sus beneficios. Esta película es positiva en ese aspecto. El mensaje es que hay que movilizarse. De nada sirve quedarse parado. Las movilizaciones de masas cambian las cosas. Gracias Pere por seguir infundiéndonos ganas de levantar la voz y por aportar un poco de luz a la desinformación, como bien dijiste el día de la presentación, a la que nos someten los medios de comunicación muchas veces manipulados o, lo que es peor, sometidos.

 

     La única duda que me queda es cuál sería la reacción de algún espectador ante todo esta coral relato de gente si no conociera de antemano el contexto de la historia de lo que se está narrando. Quizás fui yo que entendí todas las micro historias porque conocía todo lo acontecido en estos años tan enrevesados que nos está tocando vivir. Y como dijo una sentencia final uno de los personajes. Esto es solo el principio. Eestamos dando un giro al orden mundial que, por ahora, no sabemos hasta donde y de que forma va a llegar... pero estamos sólo en el principio.

  

 

Valoración: IMPRESCINDIBLE

Con Pere Joan Ventura el día del estreno del documental en los Multicines Monopol de Las Palmas de Gran Canaria

Mi copia del documental EL EFECTO IGUAZÚ de Pere Joan Ventura que me dedicó

Pere Joan Ventura dirigiendo la película

Las Comadres asturianas, llegando a Las Cortes delante de miles de personas que las apoyaron para entregar los escritos de protesta contra la Ley del Aborto.